jueves, 19 de diciembre de 2013

La estación abandonada

No hay manera humana de conseguir que a ti o a mí nos permitan quedarnos a vivir en la estación abandonada de La Cervilla, en la comarca de La Jara, a la altura de la provincia de Toledo desde la que se atisba la de Cáceres, con la sana intención de restaurarla poco a poco, plantar almendros y melocotoneros, practicar la apicultura en un mar de jara y, con el tiempo, poder interactuar con las buenas gentes que pasen por allí en las cuestiones que dan paz y sosiego al cuerpo, al alma o al bolsillo. Por las noches miraríamos las estrellas hasta que la ingesta de hidromiel nos pusiera mirando a Coria también.


Estación de La Cervilla, en la vía verde que une Calera y Chozas con
Minas de Santa Quiteria

1 comentario:

  1. Si no recuerdo mal, hace poco leí que pasaba algo parecido con campos que tenía el Ministerio de Defensa y que pertenecían a bases militares. Se pidió al Ministerio que, dada la situación de crisis existente, y como ellos no los utilizan, dejaran plantar trigo o alguna otra cosa a agricultores de la zona para que pudieran sacarles algún rendimiento.
    El Ministerio dijo que no, alegando razones de seguridad militar y nacional.

    ResponderEliminar