jueves, 6 de noviembre de 2014

Agua

Es cierto que la presa de Jodejode proporciona tres puestos de trabajo directísimos, es decir, adjudicados a dedo, diez puestos de trabajo directos, es decir, a través de una subcontrata, pongamos que cinco indirectos y unos seis menús diarios por los bares de la zona, pero si tenemos en cuenta que agua estancada se pudre, y que además va a terminar aderezada con los vertidos que acaban en el río, el único beneficio cierto para la comunidad es un pedazo de eutrofización de puta madre de las aguas.

Menos mal que el cloro a presión lo mata todo, para que luego cuando bebamos, no quede ni el agua.

                                             


domingo, 2 de noviembre de 2014

'Ossobuco' con salsa de otoño

Estamos en plena temporada de calabazas y castañas, así que ayer decidimos prepararnos una buena comida con estos dos ingredientes tan otoñales y el resultado no nos decepcionó en absoluto. Este ossobuco con salsa de puerro, calabaza y castaña requiere una preparación algo larga, pero está mucho mejor si reposa una noche, así que es perfecto para dejar lista la comida del día siguiente. Las verduras que utilizamos son las que tenemos ahora mismo en el huerto, las castañas las recogimos por los alrededores del pueblo, y el ossobuco es de nuestros amigos de la Dehesa de la Serna, así que no nos ha podido salir una receta más local. Lo único que nos llegó de un poco más lejos fue el curry para darle un toque especial a la salsa :-D.


Ingredientes para 2 personas:
-un ossobuco
-un puerro grande
-un buen trozo de calabaza (si no quieres que quede demasiado dulzona la salsa, echa menos calabaza)
-unas 15 castañas
-agua
-sal, aceite y curry.



Preparación:
1. Pica la parte verde del puerro en tiras y saltéala con un poco de aceite en la cazuela que vayas a preparar el guiso. Añade el ossobuco y márcalo un poco por cada lado (esta pieza de carne tiene una especie de membrana alrededor, así que conviene hacerle tres o cuatro cortes en el borde para que no se encoja). Añade agua hasta cubrir el ossobuco y sal. Tapa la cazuela y deja cocer la carne aproximadamente una hora y quince minutos. 



2. Cuando veas que le queda alrededor de media hora para estar listo (más o menos cuando la carne empieza a despegarse del hueso), incorpora la parte blanca del puerro cortada en tiras, la calabaza en cubos y las castañas peladas. Añade un poco más de sal y el curry 
(yo eché más o menos una cucharadita, pero depende de lo que quieras que destaque esta especia en la salsa). Deja cocer otra media hora, o hasta que la carne esté completamente tierna (el tiempo final de cocción depende del tamaño del ossobuco).


3. Pasa la salsa por un pasapurés, o deja la verdura en trozos, como prefieras, y prepárate para disfrutar de un plato de los que te dejan una sonrisa en la boca. Nosotros lo acompañamos con un poco de arroz y la combinación nos gustó bastante.
¡Qué aproveche!